Tras su paso por Chile, el delantero uruguayo Washington Sebastián Abreu se transformó en nuevo refuerzo de Rio Branco de la cuarta división brasileña, agrandando así su increíble récord como el jugador que más camisetas ha defendido en la historia del fútbol.

A sus 42 años, el charrúa suma su experiencia número 28 de su carrera -y quinta vez en Brasil luego de defender a Gremio, Botafogo, Figueirense y Bangú- ampliando aún más su récord Guinness que supera la marca del alemán Lutz Pfannenstiel, que como arquero jugó en 25 instituciones diferentes entre 1991 y 2011.

Lo del atacante es toda una historia. Ha dejado su huella en 11 países distintos, y ha pisado la cancha en los cinco continentes si se cuenta que con la Selección de su país disputó los mundiales de Corea y Japón 2002 y Sudáfrica 2010. Con la Celeste, el Locojugó 68 partidos y anotó 25 goles.