NUEVA DELHI (AP) — El primer ministro de India, Narendra Modi, se reunió el viernes con los líderes de su partido nacionalista hindú, Bharatiya Janata (BJP), tras su contundente victoria en las elecciones generales.

Modi se reunirá con su gobierno como parte de las formalidades postelectorales antes de poder asumir de nuevo como primer ministro del país.

La Comisión Electoral reportó que, hasta el viernes por la mañana, el BJP tenía 301 de los 525 escaños del Lok Sabha, la cámara baja del parlamento. El principal partido de la oposición, el Congreso Nacional Indio liderado por Rahul Gandhi, obtuvo 52 representantes, y el All India Trinamool Congress del primer ministro de Bengala Occidental Mamata Banerjee, 22. Todavía no hay resultados definitivos para los otros siete puestos.

Gandhi, el heredero de la dinastía política más poderosa de la India moderna, perdió el puesto por su circunscripción, considerada durante años un bastión de su partido, en favor de su rival del BJP, el ministro de Textiles, marcando el final de una era.

El conteo de los 600 millones de boletas que se depositaron en más de seis semanas de comicios escalonados _ el proceso electoral democrático más largo del mundo _ comenzó en la madrugada del jueves.

La victoria ha sido ampliamente considerada en India como un referéndum a las políticas de Modi, que dan prioridad a los hindúes y que según algunos observadores generan intolerancia hacia musulmanes y otras minorías religiosas, además de sobre su contundente postura hacia el vecino Pakistán, con quien Nueva Delhi estuvo a punto de entrar en guerra a principios de año.