Sao Paulo, 11 oct (EFE).- El Santos de Jorge Sampaoli está obligado a ganar este domingo a Internacional, si no quiere entregarle medio título al Flamengo, en la 25ª jornada del Campeonato Brasileño, que no para pese a los partidos de selecciones y coincidirá además con el clásico entre Sao Paulo y Corinthians.

El conjunto albinegro tendrá un duro examen en el estadio Beira-Rio de Porto Alegre, aunque llega con buenas sensaciones después de derrotar en casa al Palmeiras (2-0), un triunfo que le sirvió para colocarse de nuevo en segunda posición, aunque con los mismos puntos que los verdes de Sao Paulo.

El técnico argentino se las ha ingeniado para que su equipo no pierda la esencia de toque durante este parón de selecciones, que afronta sin dos de las máximas estrellas de la plantilla: el venezolano Yeferson Soteldo y el paraguayo Derlis González.

A su favor tendrá que el Internacional, sexto clasificado, atraviesa un mal momento deportivo tras la destitución del técnico Odair Hellmann por, según explicó la directiva, “una cuestión de desempeño”.

Su lugar lo ocupará de forma interina el entrenador del filial Ricardo Colbachini, que no podrá contar con el delantero peruano Paolo Guerrero, convocado con su selección.

La presión a la que estará sometido el Santos será grande, pues todo lo que no sea ganar puede dejar al todopoderoso Flamengo con medio título en el bolsillo.

La distancia de los cariocas con respecto a Santos y Palmeiras es actualmente de ocho puntos, cuando faltan catorce jornadas por disputarse.

En esta jornada se medirán a domicilio al Athletico Paranaense, último Campeón de la Copa de Brasil, y lo hará en cuadro, sin el central Rodrigo Caio, ni el máximo goleador del Campeonato Brasileño, Gabriel Barbosa ‘Gabigol’, ambos con Brasil en Singapur.

Tampoco estarán por lesión el lateral Filipe Luís y el internacional uruguayo Giorgian De Arrascaeta, este último se recupera de una artroscopia por una dolencia en los ligamentos.

Aun así, el entrenador portugués Jorge Jesús ha recuperado para el conjunto de Río de Janeiro a una joven promesa que había perdido espacio en los últimos tiempos, el atacante Vitinho, y sigue contando con el delantero Bruno Henrique.

Por su parte, el Palmeiras buscará reencontrarse con la victoria, que se le resiste desde hace tres jornadas (una derrota y dos empates) en el estadio Pacaembú frente al Botafogo, que camina en la zona media de la tabla.

Otros de los atractivos de la jornada será el clásico paulista del domingo entre Sao Paulo y Corinthians, quinto y cuarto clasificado, respectivamente, y solo separados por tres puntos.

En el Tricolor están tocados el delantero brasileño Pablo y el lateral español Juanfran, exjugador del Atlético de Madrid, y son duda. Daniel Alves es baja segura al estar concentrado con la Canarinha.

La victoria ante su público contra su rival de patio acercaría a los dirigidos por Fernando Diniz al gran objetivo de la temporada, que es acabar entre los cuatro primeros para obtener una plaza directa para la próxima Copa Libertadores.

En la lucha por evitar el descenso a la Segunda División siguen inmersos varios de los equipos con más historia del campeonato como Fluminense y Cruzeiro.

Los cariocas, solo tres puntos por encima de la zona de peligro, se enfrentarán el sábado en el Maracaná al Bahía, mientras que el conjunto de Belo Horizonte, antepenúltimo y a cuatro puntos de la salvación, hará lo propio en casa del colista, el Chapecoense, que con solo 15 puntos sumados parece abocado a bajar de categoría.

– Partidos de la vigésimo quinta jornada:

.Sábado: Goiás-CSA, Fluminense-Bahía y Palmeiras-Botafogo.

.Domingo: Internacional-Santos, Ceará-Avaí, Vasco da Gama-Fortaleza, Athletico Paranaense-Flamengo, Sao Paulo-Corinthians, Atlético Mineiro-Gremio y Chapecoense-Cruzeiro.

(c) Agencia EFE

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here