El presidente boliviano, Evo Morales, renunció el domingo en medio de una creciente oposición luego de que una auditoría internacional descubriera que los resultados de las elecciones del mes pasado no podían validarse debido a “graves irregularidades”.Morales dijo que renunció “por el bien del país”, que ha sido sacudido por las protestas en los días posteriores a las elecciones del 20 de octubre.

Las tensiones aumentan en Bolivia cuando los manifestantes afirman que las elecciones presidenciales fueron manipuladas.

Los manifestantes y la oposición boliviana habían acusado a las autoridades electorales de manipular el conteo de votos a favor de Morales, el líder socialista del país. Morales negó las acusaciones, pero se declaró el ganador.Morales renunció solo horas después de que prometió que se celebrarían nuevas elecciones y que el consejo electoral del país reemplazaría luego de un informe de la Organización de Estados Americanos (OEA) .Una serie de presuntas irregularidades, que incluyen fallas en la cadena de custodia de boletas, alteración y falsificación de material electoral, redirección de datos a servidores no autorizados y manipulación de datos, impactaron el conteo oficial de votos, dijo la OEA.

“Las manipulaciones del sistema informático (utilizado en las elecciones) son de tal magnitud que el Estado boliviano debe investigarlas profundamente para llegar al fondo (de este tema)”, dijo la OEA, en parte.La organización recomendó nuevas elecciones bajo el paraguas de “nuevas autoridades electorales para ofrecer un proceso confiable”.Varios funcionarios del partido del gobierno también renunciaron el domingo.

La gente protesta por los resultados de las elecciones en Sucre, Bolivia, el 22 de octubre de 2019.

La gente protesta por los resultados de las elecciones en Sucre, Bolivia, el 22 de octubre de 2019.El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, elogió la auditoría de la OEA y dijo que Estados Unidos apoyó las nuevas elecciones y la instalación de un nuevo consejo electoral.”Para restaurar la credibilidad del proceso electoral, todos los funcionarios del gobierno y funcionarios de cualquier organización política implicada en las elecciones fallidas del 20 de octubre deben apartarse del proceso electoral”, dijo Pompeo.Morales fue uno de los jefes de estado con más años de servicio en América Latina, es el primer presidente indígena de Bolivia. 

Él ganó su primera elección con una campaña que prometía un gobierno centrado en las necesidades de los pobres del país. Pero también fue acusado de usar el sistema para concentrar el poder.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here