LIMA (Reuters) – El Congreso peruano renovó el miércoles su confianza al Gobierno del presidente Martín Vizcarra y a su plan de reforma política, evitando una crisis que habría generado una disolución del legislativo y la renuncia de todo el gabinete de ministros.

Con 77 votos a favor, 44 en contra y tres abstenciones, el Congreso unicameral de mayoría opositora otorgó su respaldo al Gobierno de Vizcarra, que según dice busca afrontar la corrupción y fortalecer las instituciones mediante su propuesta de reformas.

Vizcarra había pedido al legislativo un voto de confianza sobre seis reformas constitucionales, a fin de combatir la corrupción que ha sacudido el país y ha llevado en los últimos años a la detención de dos expresidentes.

El jefe de Estado invocó un mecanismo constitucional con el que hubiese podido cerrar el Congreso si negaban la confianza, en un desafío directo a la cámara, a la que acusa de boicotear sus iniciativas de reforma política.