BOGOTA, 19 MAYO.- Con el fin de contener la crisis económica que se ha generado en el país por cuenta de la pandemia del coronavirus, el presidente de Colombia, Iván Duque Márquez, anunció ayer tres medidas.

Una de ellas, según el director de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales, Dian, José Andrés Romero Tarazona, es la implementación de tres días sin IVA, aprobada en la pasada reforma tributaria. También están la suspensión del cobro del Impuesto al Consumo, que es del 8%, y el no cobro del 19% del IVA en los arrendamientos de locales comerciales.

Los tres días sin IVA serán: 19 junio, 3 julio y 19 julio, con el objetivo de seguir reactivando la economía del país, que ha sufrido afectaciones derivadas de la crisis por la COVID-19.

“Creemos que la reactivación económica del sector comercial depende mucho de la confianza en el consumo de los colombianos, para que los ciudadanos en esos días puedan acceder a ciertos bienes sin tener que pagar el IVA”, dijo.

Explicó, además, que las cuantías se aumentaron, incluyendo bienes de hasta 2,8 millones de pesos, donde aparecen listados de productos como vestuario, accesorios, útiles, electrodomésticos, equipos deportivos, bicicletas, patinetas eléctricas, computadores, celulares e insumos agropecuarios.

Añadió que “no se exigirá el requisito de adoptar medidas como la factura electrónica y vamos a establecer para que aplique a cualquier tipo de facturación”.

Además, las compras podrán hacerse de forma presencial, virtual o utilizando servicios de domicilio.

En cuanto al no cobro del Impuesto al Consumo, el director de la Dian explicó que tiene como objetivo que todos aquellos restaurantes que venden el ‘corrientazo’, el pollo asado y pizza, en los diferentes lugares de Colombia y que de una u otra manera han visto reducidas sustancialmente sus ventas por cuenta de la pandemia, logren una recuperación.

Según Romero, el cobro que era del 8% por encima del valor del servicio de restaurante quedará suspendido hasta el mes de diciembre de este año. Sectores que esperan En medio de la reapertura gradual de la economía en la que se avanza a nivel nacional, se espera que uno de los siguientes sectores que retome sus labores sea el de los servicios de salud particulares y odontológicos.

Al respeto, el presidente Iván Duque, señaló que se están evaluando los protocolos para esto, pero será el Ministerio de Salud el que dé la última palabra. Pequeños comercios como las peluquerías también se incluirían dentro de las próximas actividades que podrían retornar.

Sin embargo, la decisión dependerá de la expansión de la COVID-19. Una de las alternativas para esta reapertura consiste en que la atención al público se haga a través de citas previas.

Otro sector que está a la espera de la reapertura y que se ha venido evaluando por parte del equipo de Gobierno ha sido el de vuelos comerciales a nivel nacional.

La principal preocupación está enfocada en que permitir esta actividad aérea podría contribuir en la aparición del virus en los municipios donde este no ha tenido presencia. Sin embargo, se están contemplando medidas como prohibir el uso de la silla de mitad, restringir la entrega de alimentos, verificar la temperatura de los viajeros, entre otras.

El regreso de los niños y jóvenes a las aulas es un aspecto que el Gobierno no ha dejado de lado, sin embargo, pese a que esta semana se evaluarán medidas relacionadas con este aspecto, la reapertura de este sector estaría más lejos que los demás.

Por ahora, este sector de la población permanecerá en sus casas hasta el próximo 30 de mayo, fecha en la que finaliza la emergencia sanitaria decretada por el Gobierno. “Aquí, lo que se está buscando no es tener las universidades y los colegios cerrados de manera indefinida. Lo que se busca es que nosotros podamos llevar el mayor control en los meses que pueden representar picos de COVID-19”, dijo el presidente durante una intervención el fin de semana.

Desde el pasado 11 mayo, el Gobierno tomó la decisión de abrir ciertos sectores de la economía como la industria, la venta de automotores y muebles, pero también las lavanderías, librerías, entre otros pequeños comercios, sumados a los que ya venían funcionando como la construcción , la manufactura, servicios médicos y toda la cadena de abastecimiento de alimentos y medicamentos.

De igual forma, se estableció que niños entre los 6 a 14 años pueden salir tres veces a la semana por media hora, acompañados por un adulto. Los menores de 15 a 17 años pueden salir solos por el mismo periodo de tiempo. Así mismo, se autorizaron 90 municipios libres de Covid-19 para que hicieran reaperturas mucho más flexibles de la economía, manteniendo bares, discotecas y gimnasios cerrados, y permitiendo que los restaurantes atendieran a domicilio.

Sin embargo, algunos de ellos han tenido que volver al aislamiento preventivo, tal y como se lleva en el resto del territorio nacional, debido a que se han presentado casos positivos del virus.

De igual forma, el Gobierno seguirá tomando restricciones específicas en sitios del territorio nacional donde el virus ha tenido un crecimiento exponencial, como es el caso del departamento del Amazonas, donde no solo se militarizaron las fronteras sino que se ordenó el aislamiento total hasta el próximo 30 de mayo, es decir cinco días más que en el resto del país.