AudiBMWChryslerFordHondaHyundaiKiaMercedes-BenzMitsubishiNissanRAM y Toyota. Curiosidad: la mayoría son de origen japonés (4), siguen alemanas (3) y estadounidenses (3), y coreanas (2).

El año pasado Nissan sorprendió: decidió que no iba a participar del prestigioso Salón del Automóvil de París. En cambio, sí lo haría -como en años anteriores- en la exposición de tecnología más grande del mundo, el CES de Las Vegas en Estados Unidos. Allí mostró días atrás su sistema para hacer visible lo invisible al manejar.

Este año el Salón de Detroit, un clásico de la industria automotriz norteamericana, pospuso su fecha. Ahora, casualmente, no se superpone con el CES. Es más, desde el año que viene se hará en junio.

Nissan presentó tecnología para hacer visible lo que los pasajeros no ven. Funciona con realidad virtual.
Nissan presentó tecnología para hacer visible lo que los pasajeros no ven. Funciona con realidad virtual.

¿Pero por qué exponer autos entre televisores ondulados que se pueden enrollar como una cortina? ¿Por qué hacerlo junto a robots autónomos y heladeras inteligentes que saben hasta qué hace falta comprar en el mercado?

Las marcas coinciden en que la causa principal es el cambio de paradigma en la movilidad. El hecho nada menor de que el futuro son los vehículos autónomos pero el “cerebro” del cual depende su funcionamiento no está dentro de las automotrices.

Chrysler Pacifica autónoma, desarrollada por la automotriz con tecnología de Waymo, que es una empresa de Google.
Chrysler Pacifica autónoma, desarrollada por la automotriz con tecnología de Waymo, que es una empresa de Google.

¿Dónde está? En empresas de tecnología, desarrollo de hardware e inteligencia artificial. Compañías que no tienen fanáticos como las de autos, pero que determinan en buena parte qué pueden hacer y qué no los vehículos del futuro.

“Nos encantan los motores V8, pero todo esto se trata de otra cosa“, explicaban a TN Autos directivos de Chrysler en el stand. Detrás de ellos, la van Pacifica completamente autónoma que desarrollaron con tecnología de la firma Waymo, perteneciente a Google.

Parte de los radares y sensores que la Pacifica autónoma posee para poder moverse sin conductor.
Parte de los radares y sensores que la Pacifica autónoma posee para poder moverse sin conductor.

En Ford hablaban de las bondades de C-V2X (Cellular Vehicle to Everything), su nuevo sistema de comunicación entre vehículos y el entorno, que no depende de internet. Lo tendrán todos los modelos fabricados en EE.UU. desde 2022. La empresa que está detrás es Qualcomm, firma cuyo stand estaba a metros del de Ford.

Tal vez Karl Benz mire todo esto de reojo, pero el nuevo paradigma del automóvil que avanza es el de una máquina eléctrica, autónoma y conectada a su vez con otras y la nube. Este punto grafica el estrecho lazo que hoy une a automotrices y desarrolladoras de tecnología. Ese vínculo -y no una simple moda- explica el creciente interés de las marcas de auto por este tipo de exposiciones. Cambia el negocio, cambia el modo de llevarlo adelante.

Un prototipo futurista de Mercedes-Benz, el Urbanetic. Es autónomo y está pensado para transportar gente o carga.
Un prototipo futurista de Mercedes-Benz, el Urbanetic. Es autónomo y está pensado para transportar gente o carga.

“Estar en el CES es una declaración de principios”, nos dijo un vocero en el stand de Kia, uno de los más futuristas. Mostró “autos” que tienen en cuenta las emociones de los pasajeros para tomar decisiones, como por ejemplo recomendar lugares dónde ir.

Mientras tanto, afuera del pabellón que la muestra dedicó exclusivamente a la movilidad, una moto de BMW avanzaba, doblaba, frenaba y se estacionaba. El detalle: lo hacía sin nadie arriba.

Aunque anunció un vehículo, en el stand de Hyundai no había un solo auto. La experiencia tecnológica de interfaz hombre-máquina ocurría en estas "burbujas".
Aunque anunció un vehículo, en el stand de Hyundai no había un solo auto. La experiencia tecnológica de interfaz hombre-máquina ocurría en estas “burbujas”.

La ingeniería y robótica que hace que eso sea posible es el equipaje que lleva en las valijas laterales. “Quién sabe, tal vez un día simplemente entre todo en un chip“, dijo medio en broma medio en serio el vocero de la marca alemana.

Lo que se vio en la muestra es el futuro del los países más desarrollados. En América Latina falta mucho más y nadie se anima a dar pronósticos tajantes. “El vehículo completamente autónomo en América Latina podrá estar después de 2025“, estimó Michael Bunce, vicepresidente de Mobility Services de Nissan Global.

Honda mostró sistemas vinculados al manejo autónomo, la seguridad de esos vehículos y el entretenimiento.
Honda mostró sistemas vinculados al manejo autónomo, la seguridad de esos vehículos y el entretenimiento.

En esta edición el foco ya no estuvo puesto en dar a conocer los sistemas autónomos y cómo un vehículo puede andar sin conductor. Eso ya se conoce. El desafío ahora es cómo todas esas máquinas en desplazamiento se van a conectar entre sí y cómo permitirán anticiparse a los acontecimientos, en muchos casos reconstruyendo escenarios con realidad virtual.

Otras problemáticas abordadas son la necesidad de internet 5G para que todo esto efectivamente se pueda concretar, y el tema de la vigencia del software. El auto, como el teléfono, va a tener que actualizarse.

Enormes pantallas integradas a los interiores de los autos, otra de las tendencias vistas en el CES 2019.
Enormes pantallas integradas a los interiores de los autos, otra de las tendencias vistas en el CES 2019.

Solo un Jeep Gladiator expuesto se rebelaba al futuro. No porque no sea nuevo -es la flamante pick up del Wrangler-, sino porque su figura evoca a un ícono de la industria automotriz más tradicional, como es el Willys de la década del ’40.

En medio del stand, sus formas cuadradas nacidas a mediados del siglo XX funcionaban como un recordatorio de eso que conocemos pero irremediablemente va a cambiar en las próximas décadas, una sensación que se respira prácticamente todo el tiempo al recorrer la muestra.

Era ahí, cerquita del Gladiator, donde los “fierreros” nostálgicos podían tomar un poco de aire antes de seguir deslumbrándose con lo que vendrá.

Jeep Gladiator, la pick up del Wrangler. Lo más tradicional que se vio en la muestra tecnológica de Las Vegas.
Jeep Gladiator, la pick up del Wrangler. Lo más tradicional que se vio en la muestra tecnológica de Las Vegas.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here